browser icon
You are using an insecure version of your web browser. Please update your browser!
Using an outdated browser makes your computer unsafe. For a safer, faster, more enjoyable user experience, please update your browser today or try a newer browser.

DE QUE HABLO CUANDO HABLO DE CORRER. Al menos nunca caminó.

Posted by on 28 Julio, 2014

autor: Haruki Murakami

año:2007

     Cuando me obsesiono por un escritor y leo una parte importante de su obra siempre siento la necesidad de leer algo que me cuente cosas sobre él. Saber más de sus motivaciones para escribir, sus rutinas, sus inquietudes. En el caso de Haruki Murakami esta necesidad fue saciada gracias a De que hablo cuando hablo de correr. Si además, todas estas cosas son contadas en primera persona por el propio escritor, como en este caso, mucho mejor.de-que-hablo-cuando-hablo-de-correr-97884838359371

     El título es de lo más apropiado e indica con mediana claridad lo que el escritor japones pretende. El autor de Tokio Blues nos narra sus inicios, costumbres, derrotas y victorias como corredor de largas distancias, hábito que tiene desde los 33 años cuando comenzó a escribir de manera profesional. Pero la obra es también un esbozo de su propia filosofía personal, fuertemente enraizada con su condición de corredor.

     Como reconoce el propio escritor en el epílogo la obra  “este libro es algo parecido a unas memorias.” Pero en realidad no existe ninguna duda de que De que hablo cuando hablo de correr son claramente sus memorias. Es más, se trata de un testamento vital inteligente y sutil. Aunque constantemente Murakami está hablando de cuestiones relativas a entrenamientos, maratones y distancias recorridas, las referencias a su vida y a teorías sobre la existencia son continuas. Y precisamente lo más interesante de la obra es que consigue penetrar en aspectos importantes de su pensamiento, e incluso en su intimidad, sin parecer nunca exhibicionista, sensacionalista o sentimental.

     De que hablo cuando hablo de correr es un ensayo en el que Murakami describe a través de su modo de correr, su modo de vivir.  Pero lejos de narrar exclusivamente los aspectos más satisfactorios de entrenar y competir, los momentos dulces cuando ve superadas las metas, que también lo hace; este corredor de largas distancias  se “recrea”, sobre todo, en sus derrotas, en esos momentos en que puede constatar que el cuerpo no le respondió como él  lo había imaginado en su mente. Pero en realidad, aceptar que las cosas no siempre son como uno lo ha planeado es lo esencial para el escritor sexagenario.

     De todo lo que Haruki Murakami confiesa en estas páginas una cosa se me ha quedado especialmente grabada. En un momento dado, reconoce que muchos conocidos le expresan su admiración por su fuerza de voluntad, por ser capaz de salir cada mañana a correr y hacerlo durante aproximadamente una hora diaria. Y le suelen preguntar, como nos cuenta el propio escritor, si no hay días en que no le apetezca entrenar. Si por pereza o cualquier otro motivo, no prefiere quedarse cómodamente en su casa. A lo que él responde que casi siempre. Habitualmente, momentos antes de ponerse el pantalón corto y calzarse los deportivos, piensa “hoy no, hoy no me entreno”, pero sencillamente lo hace porque esa es su rutina, esa fue la determinación que ha tomado y cada mañana la retoma.

     Estas son las reflexiones de alguien que decide poner a prueba sus límites, pero sin dramas. Alguien que un día decidió empezar a competir contra si mismo. Murakami no tiene rivales y únicamente pretende ser su mejor versión, el mejor Haruki Murakami que la edad, la inteligencia y lo inevitable le permita ser a cada instante.

 

2 Responses to DE QUE HABLO CUANDO HABLO DE CORRER. Al menos nunca caminó.

  1. sandra

    recién estoy conociendo a este autor, y vivo la misma pasión de correr que el. Espero poder disfrutar de sus libros

    • Néstor

      Yo conozco su literatura desde hace un año y ya es uno de mis escritores favoritos. 1Q84 es, de las novelas que pude leer, la mejor. Recomendadísima.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *